En los muchos años que llevo practicando la medicina del deporte nunca me he encontrado con ningún deportista que en tan poco tiempo haya tenido tantas lesiones a nivel del músculo sóleo. Es verdad que en esta ocasión se trata de la pierna derecha. El jugador notó un pequeño pinchazo y optó por retirarse.

Siempre que un deportista tiene un pequeño pinchazo estamos hablando de una lesión fibrilar de grado uno como mínimo. En este caso concreto hay que esperar 24-48 horas para hacer una resonancia magnética, ya que a este nivel es muy difícil hacer un diagnóstico exacto por ecografía, si la lesión es profunda. Si la lesión es en la fascia lateral, estamos hablando de unos 10 días a 2 semanas. Pero si por el contrario la lesión recae en la zona más profunda, entonces estamos hablando de 4 a 6 semanas. El sóleo es un músculo traicionero y hay que tener cuidado, para evitar recaídas. Las buenas sensaciones de los primeros días de la recuperación, no nos deben inducir al error de adelantar la vuelta.

La lesión de Benzema, en principio, parece que no tiene gran importancia, ya que las lesiones musculares por traumatismo directo leve no son tan importantes como las lesiones metabólicas, y es de esperar que en una semana esté en condiciones de volver a los terrenos de juego.

Más información en: