El Cartílago es una estructura que tapiza todas las articulaciones del cuerpo. En concreto es una matriz extracelular compuesta por agua y colágeno con una población dispersa de células inmersas en ella llamadas condrocitos. Estos condrocitos se encargan de formar los componentes de la matriz y responder a factores de crecimiento intrínsecos y derivados de las plaquetas para fomentar la reparación de lesiones de este tapiz.

El cartílago se puede dividir en diversas capas con diversa composición de matriz colágena y celular dando así lugar a diversas funciones, como son:

  • Superficial: forma la superficie de deslizamiento, con un gran contenido de agua y colágeno, la orientación de estas fibras de colágeno le brindan resistencia contra las fuerzas de cizallamiento.
  • Media o transicional: constituye el 40-60% del grosor total del cartílago articular, es por esto que está diseñada para soportar las fuerzas de compresión.
  • Profunda: aquí es donde hallamos la mayor cantidad de condrocitos.
  • Calcificada: representando el límite entre el hueso subcondral y el resto de las capas.

El cartílago es además un tejido avascular y por lo tanto recibe sus nutrientes del líquido sinovial, por lo que su reparación y regeneración es diferente al resto de los demás tejidos del cuerpo humano.

Por su parte, el líquido sinovial es secretado por la membrana sinovial. El líquido sinovial es un ultra filtrado del plasma sanguíneo, que además de su función en la nutrición del cartílago, es el encargado de lubricar las articulaciones, gracias a las estructuras que lo componen como son la lubricina, colagenasas y ácido hialurónico.

Dentro de las lesiones más comunes que podemos encontrar en el cartílago tenemos:

  • Lesión condral u osteocondral o condromalacia
  • Osteoartritis
  • Osteocondritis disecante

En el Centro Médico Deyre somos especialistas en el tratamiento de distintas lesiones a nivel del cartílago mediante distintas alternativas médicas como la rehabilitación/fisioterapia, fortalecimiento muscular, higiene postural, infiltraciones, condroprotectores y/o Factores de Crecimiento, dependiendo de cada caso particular.